fbpx
Un juez descubrió que su esposa le fue infiel tras 51 años de casados, tras descubrir que los supuestos hijos de la pareja en edades de 42 y 40 años no eran de él.

Con voz entrecortada el hombre llamó a los hijos “buenos para nada” y afirmó que “hasta el día de hoy los ayudo”.

“Tuvimos que tomar un examen para ver si alguno de nosotros podía donar un riñón para salvar a mi hermano y me enteré de algo interesante, no son mis hijos”, expresó en el audiovisual.

View this post on Instagram

A post shared by Yra Radio (@yraradio)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *